martes, 31 de mayo de 2016

¿Por qué tuvo tanto éxito "Yo soy Betty, La fea"? por Fernando Martínez


Dicho por sus realizadores este proyecto jamás tuvo la intención de ser un fenómeno, los ejecutivos de RCN no quisieron invertirle mucho dinero porque creyeron que "sería una historia más del montón".(1)

Betty, La Fea fue capaz de parar la guerrilla en Colombia, ya que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Las Farc)se sentaban a ver la trama cada noche.

"Su versión original fue emitida en muchos países con gran éxito, incluyendo a toda Latinoamérica, con elevados niveles de audiencia. En el 2010 entró al libro de los Guinness World Records como la telenovela más exitosa de la historia, al ser emitida en más de 180 países, ser doblada a 25 idiomas y al contar con al menos unas 28 adaptaciones alrededor del mundo."(2)

El éxito de esta telenovela radica en que fue (entre otras cosas) aspiracional, la gente se identificó con el papel de Beatriz Pinzón Solano porque todos nos hemos sentido el patito feo de la oficina, todos creemos que el de a lado nos critica, nos hace bullying 

Porque todos nos identificamos con el personaje principal, en el ámbito laboral ricos, pobres, feos, guapos, gordos y flacos queremos encajar en un prestigiada empresa y ser útiles a nuestro jefe demostrando eficiencia.


Esto podría parecer una pequeñez, pero cuando se estrena esta telenovela en el año 1999, colombianos y mexicanos no estábamos acostumbrados a que el escenario principal de una historia fuera una empresa, siempre eran escenarios circunstanciales pero nunca principales.

La injusticia de la vida 


Betty tiene posgrado y todas las habilidades intelectuales para triunfar en la vida, pero carece de belleza física y esto la vuelve tímida, insegura y muy mala para las relaciones sociales; esto es el primer ingrediente que hace click con el televidente, pues toda la sociedad se siente agredida por la injusticia laboral que se comete con Betty al ponerla como secretaria a la par de una rubia que solo se ganó el puesto por sus contactos y belleza.
  
Importante que siempre en la historia nos marcan que el currículum (hoja de vida) de Betty no lleva la foto porque su fealdad no hacía que los de recursos humanos la contratasen.

Así desde el comienzo nos llama la atención la historia porque vemos la injusticia encarnada en su situación. Pero esta injusticia todos la hemos sentido o quizá todos podemos entender, y si no nos sentimos identificados con ella, sí le podemos mostrar empatía.

Las telenovelas venían contando historias de amor todo el tiempo, sobretodo del la sirvienta que se enamora del hijo del patrón, del pobre chofer que se enamora de la patrona, de las gemelas que son separadas al nacer, de la madre que tiene que abandonar a su hija porque es una bastarda, etc. y quizás una secretaria que se enamorase del jefe, pero en "Yo soy Betty la Fea" esto se vuelve más interesante porque el mundo en el cual se desarrollan todas las intrigas, engaños y desamores es Ecomoda, una empresa. 


Lo que callan las secretarias


Como bien lo afirmó su guionista Fernando Gaitán la idea de escribir Betty la fea nació porque él veía a las secretarías del mundo de la moda coexistir con modelos exuberantes, que sin ningún comportamiento humilde se paseaban por las oficinas mientras que las simples y corrientes empleadas de oficina las veían "desfilar" desde sus escritorios.
Este fue otro de los aspectos que hizo entrañable esta telenovela. El mundo cruel de las secretarías y todo lo que tienen que soportar en empresas dedicadas al superficial mundo de la moda.

Así que esta historia tuvo características muy peculiares: el escenario principal una empresa, la protagonista una fea muy estudiada y el cruel mundo laboral desentrañado y exhibido;estos hicieron la fórmula perfecta para que en todo el mundo se sintieran aliados e identificados con Betty La Fea.

(1) La Historia detrás del Mito de: Yo soy Betty La Fea
conducción: Atala Sarmiento 
Productora: Laura Suarez 
TV Azteca 2012
(2) Fuente: Wikipedia 

LAS SEGUNDAS PARTES QUE NUNCA FUERON BUENAS por Fernando Martínez


No cabe duda que en la industria del cine y la televisión "el dinero es realmente el mar que lleva las aguas"; seamos honestos, el fin de todos los proyectos audiovisuales es terminar con ganancias. Nadie trabaja por amor al arte.

Aquí una muestra de películas y telenovelas que fueron un rotundo éxito en todo el mundo y que los productores no resistieron la tentación de hacer las segundas partes; no tanto por complacer a los fanáticos, sino por sacarle más provecho económico al proyecto, estirándolo como a calzón de gorda. 

Estas secuelas fueron decepcionantes, ya que hicieron cambiar por completo las premisas de los proyectos originales. 

1. Cambio de Hábito (Sister Act) 

La segunda parte no convenció porque ya no había ningún motivo razonable para volver a meter al personaje de Whoopi Goldberg de nuevo al convento.

2. Betty La Fea 


La segunda parte de la telenovela hecha en Colombia se llamó ECOMODA, la empresa a la cual Betty terminó dirigiendo. El éxito de la historia radicó en que la gente tenía la ilusión de ver a su fea cumplir el sueño de amor y éxito laboral; al ya tenerlo, no tenía sentido seguir viendo a la ahora guapa, exitosa y feliz mujer. 

ECOMODA fue cancelada al capítulo 26.

3. Legalmente Rubia 

El éxito de esta cinta  radica en que el personaje se volvió una especie de "villano favorito", lo que en la vida real odiamos.

Los espectadores en la primera cinta no enamoramos de una mujer superficial, tonta e ignorante, la cual se vuelve entrañable para nosotros porque nos demuestra sus sentimientos, (que nadie comprende) y que sin quererlo, ayuda a su estilista a recuperar un perro y encontrar el amor, y al final salva a una súper modelo de caer en la cárcel.

4. Mirada de Mujer


Aquí el fracaso se venia venir, y mas porque en Mirada de Mujer el regreso ya no estaban las manos de Argos y su líder Epigmenio Ibarra. Tv Azteca, como es su costumbre, echó a perder un fenómeno televisivo. 

Esta fue la primera telenovela del Canal 13 que le ganó en rating, en horario estelar a Televisa, no solo en México sino en Sudamérica.

Un producto que los Aztecos nunca debieron haber tocado con sus sucias y mediocres manos  

5. Carrusel 


Su secuela se llamó:
Y fue otra estrategia de Emilio Azcarraga Milmo para colocar a Televisa en el gusto del público sudamericano (sobretodo el público infantil).

El éxito de CARRUSEL fue monumental, se tradujo a más de 15 idiomas, en México su duración fue de año y medio, y dos veces se repitió la telenovela por el Canal 9 de México.

CARRUSEL logró, lo que logran los grandes productos televisivos; que las personas no se quitaran de la cabeza el papel de la maestra Ximena, interpretado por Gabriela Rivero. Pasaron los años y los niños la seguían amando, y fue así que Televisa decide darle a la actriz un programa infantil los sábados por la mañana llamado El Club de Gaby 
y ahuevo la hicieron cantar  

6. Miss Simpatía 


No a merita mucho análisis, sólo recordar que la premisa de la primera parte fue excelente; una crítica desde Hollyhood que hasta ahora nadie había hecho tan obvia de los certámenes de belleza.

La propuesta resultó divertida, interesante, original, vanguardista. Los actores que hicieron brillar más el proyecto fueron

Michael Caine 
(14 de marzo de 1933, Londres, Inglaterra.)

Candice Bergen
(9 de mayo de 1946. Los Ángeles, California, Estados Unidos.)

Miss Congeniality 2 fue un rotundo fracaso porque la historia resultó aburrida, en este caso sí hubieran podido salvar el éxito con un buen guion, que no solo justificara una nueva misión de la agente encubierta del FBI interpretada por Sandra Bullock, sino como en la ya clásica cinta "Duro de Matar" poder hacer una trama divertida e interesante a la vez.

7. Destino Final 

Los creadores de estas "películas" jamás se imaginaron el éxito que tendrían al lanzar el primer proyecto. Su premisa es muy buena, desde el primer minutos sabes que será traumante.

En su momento sorprendió a todos por ser original, pero con el afán de volverse millonarios los ejecutivos autorizaron crear no solo la segunda parte, ¡sino 5!